Corresponsal Israel Palestina

Página personal del periodista Daniel Blumenthal, corresponsal en Israel y los Territorios Palestinos de medios de prensa electrónicos de España (Cadena COPE), Francia (Radio Francia Internacional – América Latina), México (Grupo Radio Centro), Colombia (RCN TV) y Estados Unidos de América (CNN en Español).

Israel marcha a terceras elecciones en doce meses

Por Daniel Blumenthal
Los veintiocho días de Benny Gantz concluyeron sin la formación de una coalición de gobierno y mientras el jefe de ¨Azul y Blanco¨ y su rival del ¨Likud¨ Benyamin Netanyahu se reparten acusaciones mutuas por los fracasos de ambos, Israel marcha casi con certeza a nuevas elecciones en marzo próximo, las terceras en doce meses.
Mientras tanto, el parlamento israelí cuenta con tres semanas para lograr agrupar el apoyo de sesenta diputados -la mitad de los miembros de la Knesset- tras un candidato acordado. Si vuelven a ser Gantz o Netanyahu, los resultados serán similares, la Knesset se disolverá automáticamente y resolverá una fecha para los comicios generales.
Gantz no quería participar en un gobierno de unidad nacional encabezado por Netanyahu bajo cargos de corrupción y éste, por su parte, no estaba dispuesto a desprenderse del bloque de derecha con los ultra-ortodoxos y los religiosos nacionalistas, coalición que podría garantizarle fueros de inmunidad frente a los cargos en su contra.
Para complicar el cuadro, se espera que el Asesor Jurídico del Gobierno Avichai Mandelblit anuncie este jueves su decisión respecto a la presentación de cargos contra el Primer Ministro Netanyahu por corrupción, fraude y abuso de confianza.
¿Qué será distinto en las próximas elecciones? La posibilidad, bastante remota, que los copartidarios de Netanyahu en el Likud entiendan que después de dos fracasos Bibi no es su mejor candidato y elijan a un nuevo líder.

Segundo día de batalla, por ahora Hamas está fuera de juego

Por Daniel Blumenthal
Es un segundo día de intercambio de fuego entre Israel y la organización Yihad Islámica en Gaza, escalada de violencia que comenzó en la madrugada del martes cuando la Fuerza Aérea israelí lanzó un misil y eliminó al comandante militar de la Yihad, Baha Abu al Ata. En el ataque murió también su esposa.
Luego de una noche tensa pero tranquila, los disparos de misiles desde Gaza contra las localidades israelíes se reanudaron en las primeras horas de la mañana del miércoles y hasta mediar la tarde, los milicianos yihadistas palestinos ya habían lanzado alrededor de 150 proyectiles contra Israel, que causaron daños materiales y pocos heridos de esquirlas.
El ejército israelí desplegó fuerzas de artillería en torno a Gaza, en preparativos que podrían vaticinar la agravación del conflicto y la fuerza aérea atacó blancos de la Yihad Islámica durante toda la jornada.
La organización Hamas allegada a la Hermandad Musulmana por ahora no participa en la contienda e Israel se abstiene de atacar sus posiciones, pero amenaza sumarse a las batallas en Gaza si no logra mostrar logros a su público.
Israel declaró ¨zona en circunstancias especiales¨ al territorio nacional en un radio de 80 kilómetros de la Franja de Gaza.
En una presentación ante la prensa, el Primer Ministro israelí Benyamin Netanyahu afirmó que Israel no busca la guerra. ¨Israel no está interesado en una escalada de violencia pero haremos todo lo necesario para defendernos y advierto que esto puede tomar tiempo¨, dijo.
Mientras tanto, los líderes de Hamas permiten el fuego de represalia de Yihad Islámica y los críticos del Primer Ministro Netanyahu dicen que con ésta política, está reforzando a Hamas.

Netanyahu vuelve a fracasar en su intento de formar gobierno

Por Daniel Blumenthal
Cuatro semanas después de recibir el mandato presidencial para formar un nuevo gobierno después de las elecciones del pasado 17 de Septiembre, el Primer Ministro israelí Benyamin Netanyahu reconoce su fracaso y devuelve el mandato al Presidente Reuven Rivlin.
¨Hace unos minutos anuncié al Presidente del Estado que le devuelvo el mandato para formar gobierno. Desde recibido actué sin descanso, al descubierto y tras las bambalinas, para formar un gobierno de unidad nacional. Es lo que el pueblo quiere y es lo que Israel necesita, frente a los retos de seguridad que se suman a diario¨, expresó Netanyahu.
Se trata de la segunda vez que Netanyahu fracasó en la formación de su quinto gobierno en el plazo de cinco meses y por primera vez en diez años, el presidente en ejercicio otorga ese poder a otro diputado que no es Netanyahu. En está oportunidad, al jefe del partido Azul y Blanco Benny Gantz.
Gantz contará con 28 días para formar coalición, algo que también le será difícil, considerando la clara división entre derecha e izquierda reinante en el parlamento. De no lograrlo, la Knesset contará con otras tres semanas para designar a otro diputado que cuente con el apoyo de por lo menos sesenta y un miembros y si no, Israel deberá convocar a nuevas elecciones en tres meses.

El Medio Oriente está cambiando

Por Daniel Blumenthal
La salida de Estados Unidos del norte de Siria ya está cambiando el Medio Oriente. La invasión turca más la sorpresiva alianza de los Kurdos con el Presidente sirio Bashar Assad, antes enemigos, es la primera señal. Los grandes ganadores son el mismo Assad, fuerte en el poder después de seis años de guerra civil e Irán, que continúa tomando posiciones en Siria en las proximidades de su rival Israel y todos bajo la muy próxima vigilancia de Moscú.
Otra de las consecuencias, es la posibilidad de que Washington retire las 50 bombas atómicas que tiene en Turquía.
Más aún, la urgencia de los combatientes kurdos del norte de Siria por hacer frente a la invasión turca causó la huida de centenares si de no miles de combatientes de DAESH, la agrupación islamista extrema fundadora del Estado Islámico que se hizo infame por su crueldad y que había sido finalmente vencida por la alianza de las fuerzas kurdas con el Pentágono. Los combatientes que huyeron podrán reorganizarse para continuar la Yihad, en Siria e Irak y también en el resto del planeta.
Mientras tanto, la reciente visita del Presidente de Rusia Vladimir Putin a Arabia Saudita concluyó coronada de decenas de acuerdos internacionales entre Riad y Moscú. Es una nueva incidencia de Rusia en el corazón del eje de países árabes sunitas, que incluye a Washington y a Jerusalén para hacer frente a las aspiraciones de Teherán en la región.
Irán amenaza a Israel desde Siria pero también por medio de sus protegidos Hezbollah en Líbano y Hamas y la Yihad Islámica en Gaza, que cuentan con la capacidad de azotar a Israel con lluvias de miles de misiles sobre su población civil.

Nerviosismo en Israel por la retirada de EEUU de Siria

Por Daniel Blumenthal
En Israel hay una profunda preocupación por la creciente capacidad de ataque de Irán, esgrimida con el ataque con misiles días atrás contra los depósitos de petróleo de Arabia Saudita, junto a la decisión adoptada por el Presidente Donald Trump de retirarse de Siria y abandonar a los Kurdos a su suerte permitiendo la invasión turca al norte de Siria.
El Comandante en Jefe del Ejército de Israel, el General Aviv Kochavi lanzó en vísperas de Yom Kippur la siguiente advertencia.
¨No permitiremos ataques contra el Estado de Israel y de producirse, reaccionaremos con potencia. Abrimos los ojos, hacemos evaluaciones diarias de la situación y tomamos decisiones de ataques preventivos contra amenazas con profesionalidad y responsabilidad ¨.
¨Yom Kippur¨, el Día del Perdón, el más sagrado del calendario hebreo, trae también el recuerdo de los ataques sorpresa lanzados 46 años atrás por los ejércitos de Egipto y Siria frente a la creciente influencia política y militar de Irán en la región.
Sin ¨la sombrilla¨ de Estados Unidos, Israel teme que Teherán lance un ataque sorpresa contra su territorio.
Durante la campaña electoral el mes pasado, el Primer Ministro Benyamin Netanyahu declaró su intención de firmar un pacto de defensa con Estados Unidos, algo que después de una nueva retirada de Estados Unidos de Medio Oriente, queda en duda.

Netanyahu recibe el mandato para formar gobierno

Por Daniel Blumenthal
Al término de tres días de deliberaciones, el Presidente de Israel Reuven Rivlin otorgó a Benyamin Netanyahu el mandato para la formación del próximo gobierno.
¨Después de consultar con los delegados de todas las facciones, anuncio que el Primer Ministro saliente, el diputado Benyamin Netanyahu recibirá de mí está noche el mandato para la formación del gobierno¨, dijo.
Después de tres reuniones, Netanyahu y el jefe de Azul y Blanco Benny Gantz anunciaron que no podrán formar un gobierno de unidad nacional. Netanyahu exigía que del mismo participen también todos los partidos religiosos y Gantz había prometido a su electorado que formaría un gobierno laico y no serviría bajo Netanyahu si se presentan los cargos en su contra.
Sin embargo, el empate continúa y ninguno de los jefes de ambos partidos mayoritarios cuenta con el apoyo necesario, sin atraer a políticos del bloque rival.
La mayoría de los analistas políticos estiman que Netanyahu devolverá el mandato al Presidente dentro de una semana y no aprovechará los 28 días de plazo y Rivlin lo otorgará a Benny Gantz o a otro candidato de la derecha, que no sea Netanyahu.
En su discurso de agradecimiento, Netanyahu volvió a convocar a un gobierno de unidad y a la unidad del pueblo, y esto una semana después de concluida su campaña electoral en la que no hizo más que azuzar a un sector del pueblo contra otro.

El pueblo dijo ¨basta Bibi¨

Por Daniel Blumenthal
Computados más del 90% de los votos, las listas mayoritarias Likud y Azul y Blanco empatan con 32 asientos en la Knesset, pero ninguna de ellas, ni Netanyahu ni Gantz, pueden formar gobierno el uno sin el otro.
Para Netanyahu no es menos que una gran derrota. Los titulares de la prensa señalan que el pueblo votó por ¨basta Bibi¨, para que la presente, sea su última cadencia al frente del gobierno de Israel.
El panorama para la formación de gobierno después de conocidos los resultados casi oficiales de los comicios de la víspera es tan complicado, que en la calle y en las sedes de los partidos políticos no podía notarse un claro ambiente de triunfo, aunque en el Likud, el partido gobernante casi ininterrumpidamente durante los últimos dos decenios, se siente la derrota.
Saliendo está mañana de su domicilio, el jefe de Azul y Blanco, el General retirado Benny Gantz, llamó al público a tener paciencia.
¨Esperaremos para ver los resultados verdaderos a medida que avanza el día. Estuvimos mucho tiempo ocupados con la campaña electoral y ahora debemos correr. Esperemos otro día o dos y le deseamos al pueblo de Israel un buen y esperado gobierno de unidad¨, dijo.
El filo de la balanza cuelga de las manos de Avigdor Lieberman, quien impidió pocos meses atrás que Netanyahu forme un gobierno de extrema derecha para salvarse del inminente juicio en su contra y que llama a la formación de un gobierno de unidad nacional laico entre Likud, Azul y Blanco y su propia lista Israel es Nuestro Hogar.