Corresponsal Israel Palestina

Página personal del periodista Daniel Blumenthal, corresponsal en Israel y los Territorios Palestinos de medios de prensa electrónicos de España (Cadena COPE), Francia (Radio Francia Internacional – América Latina), México (Grupo Radio Centro), Colombia (RCN TV) y Estados Unidos de América (CNN en Español).

Archivos para noviembre, 2010

Israel tiene un nuevo jefe del Mosad

El Presidente de la Autonomía Palestina Mahmud Abbas dice ante el pleno de las Naciones Unidas que los asentamientos judíos en los territorios palestinos son una “bomba de tiempo”.
Israelíes y palestinos interrumpieron a fin de Septiembre el poco tiempo antes reiniciado diálogo directo de paz, cuando al término de diez meses de moratoria, Israel recomenzó las construcciones de viviendas en los asentamientos.
En Jerusalén, el Primer Ministro Benyamín Netanyahu designó a Tamir Pardo como nuevo Jefe del Mosad, el servicio de contraespionaje y operativos especiales de Israel.
Un ex Jege de ése servicio de inteligencia, EfraimHalevy dijo que uno de los mayores retos de su sucesor será tratar de evitar que Teherán obtenga poderío nuclear. “Los iraníes no tiene aún armas atómicas y no estoy seguro que las tendrán. Se hacen grandes esfuerzos en el ámbito internacional y en otras áreas para que los iraníes no alcancen ése punto”.
Fuentes internacionales aquí no confirmadas ni desmentidas, alegan a los servicios de inteligencia israelíes la responsabilidad por el virus de computación que atacó el mes pasado a las plantas nucleares iraníes y la muerte ésta semana de un científico atómico en Teherán, en un atentado explosivo contra su vehículo.

Tensas elecciones parlamentarias en Egipto

Observadores apostados para monitoriar las elecciones parlamentarias que tienen lugar éste Domingo en Egipto denunciaron contínuas violaciones y ataques contra candidatos de la oposición.
Según los monitores, el goberno ignora una edicto de la Suprema Corte de Justicia instruyendole a reinstaurar la candidatura a miembros de la oposición que fueron descalificados con excusas infundadas.
En otra evidente violación de las normas electorales por parte del gobierno del Presidente Hosni Mubarak, no se permite que candidatos independientes registren a sus representantes como observadores en las urnas.
La campaña electoral que llega hoy a su término estuvo estrictamente controlada por las fuerzas de seguridad egipcias y violentas manifestaciones y éste fin de semana fueron arrestados otros 22 simpatizantes de la oposición, la Hermandad Musulmana.
Se trata de un partido islamista que tiene intensiones de imponer la Ley del Corán en el país del Nilo y sus líderes declararon que de obtener mayoría en el Parlamento en El Cairo, bregarán para romper relaciones con Israel y anular el acuerdo de paz de 30 años entre ambos países.

Nuevas tensiones entre Israel y Turquía

Desde comienzo de año las relaciones diplomáticas entre Israel y Turquía están en constante deterioro, empeoradas por el trágico resultado del abordaje de la armada israelí al buque Mármara de la Flotilla de ayuda a Gaza, el pasado mes de Mayo, pero, durante su reciente visita a Beirut, el Primer Ministro de Turquía, Erdogan, adviertó que si Israel vuelve a atacar a Líbano, su país no quedará de brazos cruzados.
Se trata de una primera advertencia e insinuación por parte de Ankara, de participar contra Israel del lado árabe, en una guerra.
El ex embajador israelí en Ankara, Alon Liel, dice que se trata de declaraciones inéditas. “Estamos acostumbrados a los ataques de Erdogan pero ésta vez insinúa que Turquía no permanecerá de brazos cruzados y no recuerdo amenazas similares de Ankara que estará involucrada militarmente contra Israel”.
Liel agregó que el Primer Ministro turco se hizo la costumbre de elevar el tono en sus declaraciones contra Israel cada tantos meses y está preocupado ya que cnsidera que el congelamiento diplomático entre israelíes y palestinos, pone en peligro a toda la región.

Religiosos palestinos dicen que el “Muro de las Lamentaciones” no es judío

El Presidente de la Autonomía Palestina, Mahmud Abbas, obtuvo el apoyo del Consejo Revolucionario de Al Fatah a su demanda que Israel congele las construcciones en Jerusalén Oriental. Frente a ello, la Municipalidad de Jerusalén publicó el Miércoles nuevas licitaciones para la construcción de decenas de viviendas en Giló, uno de los barrios judíos en el sector oriental de la ciudad.
El enviado de las Naciones Unidas al Medio Oriente, Robert Seri, instó a la partes a regresar a la mesa de negociaciones. “Si os preguntais porqué los palestinos se sienten así, recordad que el número de colonos en la Ribera Occidental se duplicó desde la firma de los acuerdos de Oslo y el tema de los asentamientos se ha convertido en uno de gran importancia”.
Seri urgió a Israel a hacer todo lo necesario, incluida la congelación de las construcciones en los asentamientos, para alentar a sus socios naturales a regreasar urgentemente a la mesa de negociaciones.
Por otra parte, oficiales religiosos palestinos dicen que el “Muro de las Lamentaciones” no es judío y nunca fué parte del Gran Templo de Jerusalén, sin que fué la tolererancia árabe la que permitió que los judíos recen en el sitio .
La respuesta israelí es furibunda y dice que se trata de una incitación a la violencia.

Siria prohibe la entrada de inspectores de la AIEA

La Agencia Internacional de Energía Atómica no pudo acceder a plantas en Siria, sospechosas de actividades nucleares y dice que el gobierno sirio le proporcionó infomación escasa y contradictoria al respecto.
Damasco bloqueó el acceso a los inspectores de la AIEA ya hace dos años e informes de inteligencia de Estados Unidos señalan que habrían construido en el desierto un reactor de diseño norcoreano para producir combustible nuclear.
Tres años atrás fué destruida en ése sitio una planta nuclear siria en un ataque aéreo adjudicado a Israel, aunque el gobierno en Jerusalén jamás confirmó su involucración.
En una última vista realizada por los inspectores en 2008, habían descubierto rastros de Uranio, indicativos de la existencia de una actividad nuclear ilegal y ahora deséaban regresar para volver a examinar los escombros.
Damasco también protestó la sanción en el Parlamento israelí de una Ley de Referendum para la retirada de la Meseta del Golán, que le fué conquistada por Israel en 1967. Un portavoz de la presidencia dijo que la Ley sancionada contradecía a la Ley de Derecho Internacional.
El Primer Ministro israelí Benyamin Netanyahu, volvió a expresar la confianza en su pueblo. “La Ley de Referendum aprobada ayer por la Kneset es muy importante ya que garantiza que no haya tensiones en el pueblo, que de entrar a un proceso de paz, aún a uno que pueda tener resultados históricos el público sepa que por último, será él quien decida”, dijo el Primer Ministro israelí.

Israel sanciona Ley de Referendum para la retirada del Golán y de Jerusalén Oriental

Si algún gobierno israelí logra alcanzar la paz con los palestinos ó con Siria, deberá lograr el apoyo de la Kneset, el parlamento en Jerusalén y en algunos casos, deberá también solicitar el permiso del pueblo por medio de una consulta popular.
La Kneset aprobó el Lunes por la noche una Ley de Referendum para la retirada de territorios tales como la Meseta del Golán o el sector Oriental de Jerusalén.
El Primer Ministro Benyamin Netanyahu explicó antes de la votación que “por una parte la Ley evitará una acuerdo irresponsable y por la otra, otorgará una apoyo popular a todo acuerdo que responda a los intereses nacionales”.
Un comunicado de su despacho agregaba que el Primer Ministro está convencido que todo acuerdo que séa alcanzado por su gobierno, contará con el apoyo del pueblo.
Pero la Ley de Plesbicito, aprobada en segunda y tercera instancias por una mayoría de 65 contra 33 diputados, podría ser interpretada como un nuevo obstáculo para la paz. El Ministro de Derfensa Ehud Barak, se abstuvo en la votación. Esta Ley es inecesaria y puede servir en manos de algunos de nuestros rivales para tratar de explicar que Israel se ata de manos en vías a acuerdos diplomáticos”.
Para aprobar un acuerdo de paz será necesaria una mayoría de dos tercios en el Parlamento o el apoyo de sesenta diputados más la aprobación popular en un referendum, pero estudios de opinión muestran una amplia oposición popular de los israelíes a concesiones terrtoriales en ésos dos territorios, el Golán y Jerusalén
Oriental.
En Israel no hay Constitución sino leyes fundamentales, pero ésta Ley de Referendum es una Ley simple que puede ser derrogada por simple mayoría, o séa por cualquier gobierno que alcance un acuerdo de paz. Pero su importancia es algo más que declarativa y en la izquierda israelí dicen que la propia derecha, que pujó por su aprobación, no confia en Benyamin Netanyahu.

Abbas: “Negociaciones directas sólo si Israel congela la construcción de asentamientos también en Jerusalén Oriental”

El Primer Ministro israelí Benyamin Netanyahu dice que no hay promesa de que séa posible alcanzar un acuerdo por las futuras fronteras entre Israel y el futuro Estado Palestino durante el nuevo congelamiento de construcciones que su gobierno se dispone a aprobar, por un período de 90 días.
Netanyahu obtuvo en Washington un importante paquete de beneficios a cambio de la prolongación de la moratoria de construcciones, pero ahora tiene que convencer a miembros de su propio partido Likud y también a los otros socios en su coalición de gobierno.
El Ministro del Interior, Jefe del Partido Ultrareligioso Sefaradita Shas, die que será el líder espiritual del partido, el Rabino Ovadia Yosef, quien decida como votarán. “Nos oponemos a una nueva moratoria de construcciones. Si los puntos traidos por el Primer Minstro desde Estados Unidos son puestos sobre la mesa del Rabino, decidirá, hasta entonces, nos oponemos”.
En Egipto, el Presidente del Gobierno Autónomo Palestino, Mahmud Abbas, dice
que no regresará a la mesa de negociaciones directas hasta que Israel congele la construcción de asentamientos también en Jerusalén.
Por su parte, el Asesor de Seguridad Nacional de Israel, Uzi Arad, no descarta la posibilidad de que séa posible alcanzar un acuerdo intermedio con los palestinos.