Corresponsal Israel Palestina

Página personal del periodista Daniel Blumenthal, corresponsal en Israel y los Territorios Palestinos de medios de prensa electrónicos de España (Cadena COPE), Francia (Radio Francia Internacional – América Latina), México (Grupo Radio Centro), Colombia (RCN TV) y Estados Unidos de América (CNN en Español).

Archivo para Casa de la discordia

Israel recuerda a sus caídos por las guerras y el terrorismo

Por Daniel Blumenthal
En este día de recuerdo, Israel se identifica con los 23320 soldados, agentes y civiles caidos en la guerras y en los actos de terrorismo.
La jornada del Día de recuerdo comenzó la noche anterior, con una ceremonia tradicional en la explanada del Muro de las Lamentaciones, en Jerusalén.
Un rabino militar, entonó una triste plegaria fúnebre.
A las ocho de la noche del martes y nuevamente a las once de la mañana de este miércoles, sonó una sirena de duelo por espacio de dos minutos, que paralizó al país. Inmediátamente después comenzaron los actos recordatorios en los cementerios militares.
En un comunicado a las tropas, el Comandante del Ejécito de Israel, el General Gadi Eizenkot, escribió que “la nación se pone de pié y se detiene a recordar a sus hijos e hijas que pelearon y cayeron por la libertad de Israel”
Pero en lo que a un visitante le podría parece muy sorpresivo, el pesar y el dolor por los caídos, las visitas a los cementerios militares y los tristes actos de recordación se convierten de repente en festejos de independencia, 67 años después de la creación del Estado de Israel, surgidos de las cenizas del Holocausto.
Pero cuando Israel celebra su Independencia, los palestinos conmemoran la “Nakba”, término árabe que significa desastre, el desastre de la derrota en la guerra de independencia de Israel.

Anuncios

Es evacuada la “Casa de la Discordia” en Hebrón

Al término de horas de enfrentamientos, la policía israelí había desalojado a los colonos judíos que se atrincheraban en una casa en la ciudad de Hebrón, en la Ribera Occidental, dos semanas después de que la Corte Suprema de Justicia israelí ordenó hacerlo.

Un centenar de agentes de la policía y la gendarmería israelí, equipados con herramientas para derribar puertas y para la disolución de manifestantes irrumpieron a la “casa de la discordia”, que los propios colonos denominan “casa de la paz” y sacaron por la fuerza a no más de cien colonos, la mayoría jovenes y adolecentes, dispuestos a oponerse por la fuerza.

Horas antes, el Ministro de Defensa Ehud Barak no dejaba lugar a dudas. “La casa de la discordia será evacuada y quedará bajo la protección del ejército y del estado, hasta que la Corte de Justicia decida a quien pertenece. La muchedumbre de jóvenes revoltosos, que no cuentan siquiera con el apoyo del Consejo Regional de los Asentamientos en la Ribera Occidental, deberá agacharse ante la autoridad del estado sobre sus ciudadanos”, dijo Barak.

Los colonos alegan haber comprado la casa, situada en el corazón antiguo de la ciudad árabe de Hebrón, pero la Corte de Justicia estableció que hay irregularidades respecto a la identidad del propietario.

Durante los últimos días aumentaron las críticas al gobierno que no se apresuraba a respetar la órden de los jueces.

Mientras tanto, el ejército israelí declaró toda la zona de Hebrón “zona militar cerrada”, principalmente para prevenir las manifestaciones de protesta de los colonos.

En una de esas protestas, manifestantes bloquearon durante más de una hora el acceso principal a la capital Jerusalén.

En torno a la casa evacuada, decenas de colonos continuaban atacando a las fuerzas de seguridad y a sus vecinos palestinos.

La “Casa de la Discordia” en Hebrón, otro día de violencia

Dos semanas transcurrieron desde que la Suprema Corte de Justicia ordenó al Gobierno de Israel a evacuar la “casa de la discordia” en el corazón de la ciudad palestina de Hebrón de sus habitantes, colonos judíos y las tensiones entre esos colonos y el ejército de Israel, van en aumento.

Este Miércoles, el ejército declaró a la zona en torno a ese predio “zona militar cerrada”, para evitar la llegada de más voluntarios, que harían más dificil y más violentas la evacuación.

La casona, en el corazón del barrio antiguo de la ciudad Biblica del Patriarca Abraham, fué comprada por los colonos de su propietario palestino, pro hay sospechas que parte de la documentación de la transacción fué falsificada y además, los colonos no obtuvieron la expresa autorización del Ministro de Defensa.

El Martes resultaron heridas más de 20 personas en choques entre los colonos, los vecinos palestinos y las fuerzas de seguridad israelíes y muchos de los colonos se negaban a acatar la órden militar. “Quien se halle en la zona cerrada debe salir de la misma de inmediáto”, grita el oficial en la cara de uno de los colonos quien le dice que no se irá, porque allí es su casa.

Mientras tanto las fuerzas israelíes evacuaron a decenas de colonos que invadieron otra casa en Hebrón, que ya había sido evacuada dos años antes por órden de la corte de justicia.

El Ministro de Defensa Ehud Barak mantendría una reunión de última hora con los dirigentes de los colonos para evitar la violencia, pero el Ministro de Seguridad Interna Avi Dichter aseguró que de ser necesario, se hará uso de la fuerza.