Corresponsal Israel Palestina

Página personal del periodista Daniel Blumenthal, corresponsal en Israel y los Territorios Palestinos de medios de prensa electrónicos de España (Cadena COPE), Francia (Radio Francia Internacional – América Latina), México (Grupo Radio Centro), Colombia (RCN TV) y Estados Unidos de América (CNN en Español).

Archivo para Barack Obama

Asesor de Abbas: “Washington no tiene intenciones de mudar la embajada de Tel Aviv a Jerusalén”

Por Daniel Blumenthal
Un asesor del Presidente Palestino Mahmud Abbas dice haber recibido mensajes que la nueva administración en Washington no tiene intenciones de mudar la embajada en Israel de Tel Aviv a Jerusalén, a pesar de las promesas hechas al respecto por el Presidente Donald Trump durante su campaña electoral.
Según Ahmad Maj`dlani, fuentes en la Casa Blanca le comentaron que la administración Trump se centrará en el proceso de paz entre palestinos e israelíes. Pocos días atrás dijeron oficiales en Washington que la mudanza de la embajada no es de esperarse a la brevedad.
Sin embargo, fuentes de la Municipalidad de Jerusalén estiman que el nuevo embajador de Estados Unidos designado para Israel, David Friedman, establecerá su residencia particular en Jerusalén. Las mismas fuentes dijeron días atrás que enviados estadounidense se interesaron acerca de la existencia de terrenos disponibles para la construcción de una nueva embajada, un proyecto que podría tardar hasta cinco años, más tiempo que el período presidencial de Trump.
Por otra parte, el Presidente Trump anuló la ayuda especial a la Autonomía Palestina de más de doscientos millones de dólares, aprobada por Barack Obama, dos días antes de concluir su presidencia.

Anuncios

La “solución” contradictoria de Netanyahu

Por Daniel Blumenthal
La decisión adoptada por la Suprema Corte de Justicia de Israel, de demoler un asentamiento judío en los territorios palestinos por haber sido construido ilegalmente sobre tierras privadas palestinas y la “solución” hallada por el gobierno israelí, pone en compromiso un acuerdo alcanzado entre el Primer Ministro Benyamin Netanyahu y el Presidente de Estados Unidos Barack Obama.
Desde el punto de vista de la Casa Blanca, el desmantelamiento del asentamiento “Amona” y su traslado a otro terreno a pocos centenares de metros de su sitio, constituye una expropiación de tierras en Cisjordania para la construcción de un nuevo asentamiento o la ampliación de uno existente, algo que Netanyahu se comprometió ya en 2009 a no hacer, durante su famoso discurso en la Universidad de Bar Ilan. Allí expresó su apoyo a la idea de dos estados para dos pueblos. En esa oportunidad, Netanyahu dijo lo siguiente: “La cuestión territorial será tratada en un acuerdo final. Hasta entonces, no tenemos ninguna intención de construir nuevos asentamientos o expropiar tierras para expandir los asentamientos existentes”.
Asentamientos construidos sin la aprobación del gobierno son considerados ilegales.
“Amona”, una localidad de 40 familias, fue construido sobre tierras privada de propietarios palestinos, que reclamaron con éxito a los tribunales israelíes la demolición del asentamiento. Tras repetidos retrasos, la Corte Suprema ordenó el desalojo de los colonos y la demolición de sus casas hasta el 25 de diciembre de este año.

Obama en Riad y Netanyahu en Moscú. Todos hablan de Siria

Por Daniel Blumenthal
La cortesía árabe es ampliamente conocida, pero cuando se trata de diplomacia, puede ser selectiva. El Rey de Arabia Saudí Salman Ben Abed Ben Aziz se hizo presente el miércoles en la recepción en honor a los monarcas de los emiratos árabes que llegaron a Riad para participar en la conferencia cumbre, pero el Presidente de Estados Unidos Barack Obama fue recibido en el aeropuerto por el Gobernador de Riad y no por el Rey. Si fuera poco, la Televisión saudí ni siquiera transmitió el aterrizaje de Obama. En el fondo del desaire, la intención de Estados Unidos de demandar a Riad por los atentados terroristas del 11 de Septiembre y las renovadas relaciones entre Washington y Teherán.
Por su parte, el Primer Ministro israelí Benyamin Netanyahu viajó esta jornada a Moscú y mantuvo una reunión de dos horas y media con el Presidente Vladimir Putin. Rusia es durante los últimos meses el patrón en Siria y juega un papel predominante en las negociaciones por la pacificación en ese país, que se mantienen en Ginebra y que contemplan a la meseta del Golán como territorio sirio conquistado. El domingo, Netanyahu presidió la reunión de su gobierno en el Golán y declaró que Israel jamás renunciará al mismo. Jerusalén y Moscú coordinan además sus operaciones aéreas sobre el territorio sirio para evitar accidentes de operaciones.

Obama tratará de hacer la paz entre israelíes y palestinos

Por Daniel Blumenthal
La Casa Blanca tratará de reanudar las negociaciones por el conflicto palestino-israelí antes que el presidente Barack Obama termine su mandato en menos de un año. El informe publicado por el Wall Street Journal, basado en altos funcionarios estadounidenses dice entre otras cosas, que la iniciativa puede incluir el apoyo a la decisión del Consejo de Seguridad de presentar los pasos que conduzcan a un acuerdo entre Israel y los palestinos. Ayer se anunció que el primer ministro Benyamin Netanyahu canceló su reunión en Washington con el presidente Obama, poco antes de la llegada a Israel hoy martes del vicepresidente estadounidense Joe Biden.
De acuerdo con el informe publicado por el diario, la Casa Blanca sopesa otras iniciativas, tales como la adopción de una decisión conjunta del Cuarteto de Paz para el Medio Oriente. Al igual que anteriores presidentes, Obama estaría considerando ejercer toda su influencia para lograr un acuerdo entre las partes justamente hacia el final de su segundo término presidencial.
Según un escenario descrito en el Wall Street Journal, Estados Unidos ejercerá presiones sobre Israel para detener la construcción de asentamientos y reconocer al Éste de Jerusalén como la capital de un estado palestino, mientras que los palestinos deberán reconocer a Israel como un estado judío y poner fin a la demanda de retorno de los refugiados a Israel. Más aún, la administración propondrá la solución de dos estados en las líneas previas a la guerra de 1967 con intercambios territoriales, no muy diferente que en los anteriores esfuerzos destinados a alcanzar una paz definitiva entre israelíes y palestinos.

Netanyahu espera haberse equivocado respecto al acuerdo con Irán

Por Daniel Blumenthal
El Primer Ministro israelí Benyamin Netanyahu dice en una entrevista a la CNN en el Foro Económico Internacional en Davos que tiene la esperanza de estar equivocado respecto al acuerdo por el poderío nuclear iraní y espera que Irán ponga fin a su política agresiva y a su apoyo al terrorismo.
En el transcurso de la entrevista, Netanyhau llamó al Presidente Barack Obama a asegurarse que Irán no contravenga el acuerdo firmado el año pasado.
En referencia al prolongado conflicto armado en Siria, el primer mandatario israelí aseguró que Israel continuará defendiendo sus fronteras. “No permitiremos que el territorio sirio sea usado contra Israel. Todo intento de pasar armas a Hizballah a través del territorio Sirio, y lo hace Irán, y que descubramos, será interceptado. Si Irán trata por medio de sus enviados de abrir un segundo frente de batalla en el Golán , tomaremos acciones para prevenirlo”, dijo.
Horas antes, el Primer Ministro israelí se había reunido con el Vicepresidente estadounidense Joe Biden y con el Secretario de Estado John Kerry, ante quien se quejó que la incitación a la violencia palestina es el principal motor del terrorismo. Junto con ello, Benyamin Netanyahu afirmó que su país mantenia importantes contactos con otros países dela región, para diseñar un Medio oriente libre del Islam militante.

Israel: “Nosotros no espiamos en Estados Unidos pero no somos ingenuos”

Por Daniel Blumenthal
La noticia publicada en el diario Wall Street Journal copó los titulares de la prensa impresa y electrónica de Israel. El periódico publicó que por orden del Presidente Barack Obama, la Agencia de Seguridad Nacional de Estados Unidos espió y oyó conversaciones del Primer Ministro israelí Benyamin Netanyahu en el periodo en que éste trataba de frustrar el acuerdo nuclear con Irán y se disponía a hablar ante el Congreso en Washington para influir en el voto contra el mismo.
El Ministro de Infraestructura Yuval Steinitz dijo al respecto que parte de dos premisas: Sabe que Israel no espía contra y en Estados Unidos ni escucha sus teléfonos y estima que Washington y probablemente otras capitales, juntan información de inteligencia sobre Israel.
“Nosotros somos la excepción. No escuchamos, no seguimos ni llevamos a cabo actos de espionaje y recolección de información contra Estados Unidos ni dentro de ese país . Es un comportamiento que respetamos y por ello era de esperar que el comportamiento frente a nosotros sea similar, pero no somos ingenuos”, dijo a la radio.
De acuerdo con lo publicado, la ASN habría instalado equipos de espionaje en las redes de información israelíes que le permitieron el acceso a las comunicaciones en el despacho de Netanyahu y de otros altos cargos en este país y que así pudo saberse que el Primer Ministro israelí pidió instruir a organizaciones Judias en Estados Unidos contra el acuerdo y preguntó a legisladores estadounidenses “que les es necesario” para votar en contra.

Jonathan Pollard está libre, Israel trata de ignorarlo

Por Daniel Blumenthal
Para muchos israelíes es un héroe nacional, para muchos otros, un símbolo de la vergüenza de una traición entre aliados y durante años motivo de asperezas y amarguras en las relaciones entre Israel y Estados Unidos.
Pollard era un analista en la inteligencia de la armada de Estados Unidos que entregó centenares de documentos secretos a un oficial israelí retirado en 1984 y de allí a la Embajada de Israel en Washington, hasta ser descubierto y capturado un año más tarde, luego de las sospechas elevadas por uno de sus compañeros de trabajo. Después de semanas de investigaciones de la FBI, Pollard y su esposa Ann trataron de hallar asilo en la embajada israelí pero fueron rechazados por los guardias y detenido por agentes al salir del predio de la embajada.
En 1986 fue sentenciado a 30 años de prisión, siendo el primer ciudadano de Estados Unidos acusado de haber espiado a favor de un país aliado.
Jonathan Pollard salió de la prisión estadounidense, pero después de haber logrado recientemente enmendar seis años de rivalidad personal con el Presidente Barack Obama, el Primer Ministro israelí Benyamin Netanyahu indicó a sus ministros y a los miembros de su coalición de gobierno, que se abstengan de festejar públicamente su libertad.